Stay strong and resilient against populism: Developing a new positive narrative (Mantenerse fuerte y resistente frente al populismo: Desarrollar una nueva narrativa positiva) (ES)
About Lesson

Estrategias para resistir la retórica y las acciones populistas

Resistir la retórica y las acciones populistas requiere un enfoque multifacético que implica educación, diálogo y un compromiso con los valores democráticos. En concreto, la retórica populista se refiere al lenguaje y las estrategias de comunicación empleadas por los líderes populistas para atraer al público en general (Busby et al., 2019). Algunas características comunes de la retórica populista incluyen la simplificación de cuestiones complejas presentadas generalmente en términos binarios que refuerzan la retórica del “nosotros contra ellos”, la apelación emocional con el fin de movilizar el apoyo y crear un sentido de urgencia y los llamamientos nacionalistas y patrióticos a través de un énfasis en la importancia de la identidad nacional.

Del mismo modo, las acciones populistas se refieren a las opciones políticas y al estilo de gobierno de los líderes populistas. Algunas de las acciones que suelen asociarse con el populismo son la centralización del poder, ya que los líderes populistas suelen tratar de concentrar el poder socavando las instituciones democráticas, y el refuerzo de las políticas económicas populistas, que se caracterizan por un nacionalismo económico que, aunque al principio promete prosperidad económica para la clase trabajadora, puede tener consecuencias negativas para la estabilidad y el crecimiento económicos a largo plazo (Schneiker, 2020).

Aunque puede resultar difícil resistirse a la retórica populista, algunas estrategias posibles para hacerlo son (Blokker, 2020; Galston, 2018; Lironi et al., 2021):

El populismo a menudo se basa en simplificaciones excesivas y desinformación. Si te informas sobre las cuestiones en juego, podrás reconocer mejor cuándo se utiliza la retórica populista para manipular a la opinión pública (Mounk, 2018) y, al mismo tiempo, comprender mejor los problemas complejos. Asegúrate de buscar fuentes de información múltiples y fiables, evalúa siempre la información de forma crítica y ten cuidado con los reportajes sensacionalistas. Desarrollar habilidades de alfabetización mediática puede ayudarte a navegar eficazmente a través de la información.

El populismo a menudo prospera en espacios donde las personas están rodeadas de individuos que comparten los mismos puntos de vista. Entablar un diálogo con personas de ideologías diferentes puede ayudarle a comprender sus preocupaciones y a cuestionar sus propias suposiciones, ayudándole a ampliar su perspectiva y a cuestionar sus propias ideas preconcebidas (Inskeep, 2018). Escuchar y comprender las preocupaciones de los demás puede permitirte encontrar puntos en común con otros individuos, mientras que el diálogo constructivo participa en la promoción de un discurso inclusivo y diverso.

El populismo a menudo implica ataques a las instituciones democráticas, como la prensa libre y las organizaciones de la sociedad civil (Mudde y Kaltwasser, 2019b), que actúan como guardianes de la rendición de cuentas y los valores democráticos. Proteger estas instituciones puede ayudar a evitar la concentración de poder en manos de un único líder o grupo. Además, participar en actividades de la sociedad civil puede contribuir a la perseverancia de las normas e instituciones democráticas.

La educación cívica es esencial para el desarrollo de una ciudadanía resistente e informada. Mediante el fomento de la educación cívica en las escuelas y comunidades, podemos aumentar nuestra comprensión de los derechos y responsabilidades democráticos. En concreto, la educación cívica nos permite evaluar críticamente los mensajes políticos y participar activamente en los procesos democráticos, por lo que puede fomentar una ciudadanía más comprometida y activa.

 

Así pues, resulta evidente que para resistir a la retórica y las acciones populistas es necesario un esfuerzo colectivo y un compromiso con los valores democráticos. Combinando la educación, el diálogo y la protección de las instituciones democráticas, podemos trabajar para contrarrestar el populismo y reforzar así la resiliencia democrática de nuestras sociedades.

Estrategias para resistir la retórica y las acciones populistas
Join the conversation
Scroll to top